Descripción y propiedades

El Noni (Morinda citrifolia), también conocida como “Ba Ji Tian”, “Fruta de Queso” o “Indian Mulberry”, es una planta polinesa, tradicionalmente utilizada en remedios medicinales. Se ha propuesto una amplia gama de indicaciones para el zumo de Noni y se ha comercializado como una cura general. En 1985, en el Pacific Garden Tropical Bulletin, el profesor Heinicke de la Universidad de Hawaii publicó una información sobre la presencia de un activo alcaloide llamado “xeronina”, derivado de un precursor, la proxeronina. Sin embargo no se ha reportado ningún dato exacto de la investigación. El autor describió una amplia gama de las posibles indicaciones para el zumo de Noni incluyendo "presión arterial alta, calambres menstruales, artritis, úlceras gástricas, esguinces, lesiones, depresión mental, senilidad, mala digestión, aterosclerosis, problemas de los vasos sanguíneos, adicción a las drogas, alivio del dolor y muchos otros." También se afirma que el Noni tiene beneficios generales sobre la salud. Los principios biológicamente activos del Noni no son totalmente conocidos.

 

Propiedades:

 

Incrementa las defensas

Potencialmente anticancerígeno

Antiinflamatorias

 

 

Noni pertenece a la familia Rubiaceae. El género Morinda contiene 80 especies y todas crecen exclusivamente en zonas de clima tropical. Noni es un árbol o arbusto de 3 a 6 m de alto que crece en las regiones del Pacífico, incluyendo la Polinesia, el sudeste de Asia, India y Australia. Las hojas son perennes, ovales, verdes, brillantes y profundamente veteadas de 10 a 30 cm de largo. Las flores tubulares son blancas. La fruta tiene una forma ovoide cubierta por las secciones poligonales. Inmadura es dura y tiene un color verde brillante, al madurar, se vuelve muy suave y se convierte en translúcida, amarillenta o blanca. Los frutos, hojas, flores, tallos, corteza y raíces se han utilizado en los remedios tradicionales.

El Noni tiene una larga historia de uso tradicional en las islas hawaianas y tahitianas.

Los estudios de la farmacología del Noni y sus componentes se han centrado en tres áreas principales: cáncer,  inflamación y enfermedades metabólicas, aunque la investigación es preliminar.

Las primeras investigaciones fitoquímicas del Noni se centraron en metabolitos secundarios, en hojas, raíces y corteza. Las raíces contienen un amplio espectro de antraquinonas como rubiadina, damnacanthal y alizarina-1-metil éter, derivados de naftoquinona y esteroles. En las hojas se encontraron varios iridoides, flavonoles y triterpenos. Hasta ahora, se han descrito varias clases de metabolitos, incluyendo polisacáridos, glicósidos de ácidos grasos, iridoides, antraquinonas, cumarinas, flavonoides, lignanos, fitoesteroles, carotinoides y una gama de componentes volátiles incluyendo monoterpenos y ácidos grasos de cadena corta y ésteres de ácidos grasos.

Dos componentes, un glicósido de ácido graso y un iridoide, inhiben la transformación de células neoplásicas en células de ratón. Una fracción de polisacárido obtenida del zumo de la fruta, es capaz de inhibir la actividad tumoral y estimular la liberación de citoquinas. El Noni tiene efecto beneficioso en la prevención del inicio de carcinogénesis, una actividad antimutagénica y capacidad de inhibición de la angiogénesis con degeneración de los vasos capilares y apoptosis. La inhibición del crecimiento de varios tipos de células cancerosas se ha registrado in vitro utilizando altas concentraciones del extracto. Una antraquinona aislada de Noni parece ser un potente inductor de enzima quinona reductasa, conocida por ser protectora contra el cáncer, debido a su implicación en el metabolismo y la eliminación de carcinógenos.

Noni2

Patologías relacionadas

Defensas bajas

Inflamación

Tumores

Referencias externas