Descripción y propiedades

La Maca (Lepidium peruvianum) es un alimento básico para los indios andinos y los pueblos indígenas. Los restos prehistóricos confirman que los primeros habitantes de la meseta peruana conocían la Maca. La agricultura de esta planta nació entre el 4000 y el 1200 aC. Los soldados incas fueron alimentados con raciones de Maca para aumentar su fuerza y rendimiento físico en extenuantes marchas y combates. Algunos escritores han llegado hasta el extremo de la hipótesis de que el ascenso de esta civilización podría, de alguna manera, estar relacionado con una dieta basada en este alimento. Sus primeras descripciones aparecen en las crónicas de la conquista de Perú. Se han enumerado hasta trece variedades que van del blanco al negro.

 

Propiedades:

 

Sube la energía

Mejora el equilibrio hormonal

Promueve el funcionamiento sexual

Adaptógeno

 

Reino: Plantae, División: Magnoliophyta, Clase: Magnoliopsida, Orden: Brassicales, Família: Brassicaceae, Género: Lepidium

 

La Maca es un vegetal crucífero anual que crece de 4.000 a 4.500 metros sobre el nivel del mar en las altas mesetas andinas de Perú. La parte de superficie es pequeña y plana en apariencia. Esto parece ser el resultado de un proceso de adaptación para prevenir el impacto de fuertes vientos. La parte principal y comestible de la planta es un tubérculo, tipo rábano, que constituye el hipocótilo y la raíz de la planta. Este eje hipocótilo-raíz tiene 10-14 cm de largo y 3-5 cm de ancho y constituye el órgano de almacenamiento de agua. Después del secado natural, los hipocotilos se reducen drásticamente en tamaño a aproximadamente 2-8 cm de diámetro. El peso medio de los hipocotilos secos puede variar considerablemente. La planta es rica en azúcares, proteínas, almidones y minerales esenciales, especialmente yodo y hierro.

Las personas que viven en los Andes usaron la Maca, desde antes de la época de los incas, para la energía, el equilibrio hormonal, el funcionamiento saludable de la tiroides, funcionamiento sexual, síndrome premenstrual, menopausia. También para ayudar a mantener los huesos sanos y como tónico para ancianos convalecientes. Existen pruebas de que la Maca puede mejorar el deseo sexual, pero el efecto sobre la función eréctil es inconcluso. Los estudios experimentales y clínicos sugieren que el consumo de Maca se asocia con un aumento en el recuento de espermatozoides. Las evidencias científicas sugieren que la Maca puede ser un energizador.

En una población tradicionalmente consumidora de Maca, la presión arterial sistólica y los niveles de aspartato aminotransferasa fueron menor que en aquellos que no la consumen. La Maca contiene altas cantidades de potasio, por lo tanto ayuda reducir el riesgo de hipertensión. Según el resumen de los estudios, la Maca sugiere un efecto positivo significativo sobre la disfunción sexual o el deseo sexual en mujeres con menopausia y hombres adultos.

La Maca es una planta con gran potencial adaptogeno y parece prometedora como nutracéutica en la prevención de varias enfermedades. Las evidencias científicas mostraron efectos sobre el estado del ánimo, la memoria, la osteoporosis, el metabolismo y el tratamiento de algunas entidades tumorales. Sin embargo, los principios activos detrás de cada efecto son aún desconocidos. Macamidas han sido descritos como nuevos compuestos de Maca que no se han encontrado en ninguna otra especie de la planta hasta ahora. Se sugiere que esta fracción de lípidos puede ser responsable del aumento de la conducta sexual. Sin embargo, los estudios sobre la función testicular, la espermatogénesis, la fertilidad, el estado de ánimo, la memoria y la hiperplasia prostática con resultados beneficiosos se realizaron con extractos acuosos que contienen sólo trazas de macamidas. Esto sugiere que los compuestos distintos de las macamidas son responsables de estas actividades.

La Maca también puede ayudar a prevenir las enfermedades cardiovasculares al ayudar a eliminar y controlar el LDL, por lo que las posibilidades de desarrollar aterosclerosis se reducen.

Maca2

Patologías relacionadas

Falta de energía

Falta de libido

Desequilibrio hormonal

Estrés

Hiperplasia de próstata

Referencias externas