Descripción y propiedades

La Cebolla es uno de los principales cultivos de hortalizas cultivados en Europa. Es parte de la medicina tradicional, tal vez de todos los pueblos. Se sabe que el aceite de Cebolla se ha usado para el tratamiento del sistema digestivo, diabetes mellitus, impotencia, cirrosis hepática, arteriosclerosis, congestión prostática, inflamación renal leve y asma bronquial severa. Además, en los estudios científicos pilotos fue altamente activo contra las bacterias gram-positivas (Bacillus anthracis, B. cereus, Micrococcus luteus y Staphylococcus aureus) y una bacteria gram-negativa (Klebsiella pneumonia) de las bacterias investigadas.

 

Propiedades:

 

Antimicrobiano

Antifungicida

Antioxidante

 

 

Reino: Plantae, División: Magnoliophyta, Clase: Liliopsida, Orden: Asparagales, Familia: Amaryllidaceae, Género: Allium

La Cebolla es una hierba bienal con cebolla constituida de un tallo de semicircular abreviada (cormos), de la que las raíces crecen con volumenes y llevan a un gran número de capas de las hojas carnosas. Las hojas son protegidas por fuera con una capa seca. Las hojas huecas son puntiagudas.

En la actualidad, la familia Allium tiene más de 500 miembros parecidos en el contenido de nutracéuticos, fitoquímicos y en la bioquímica. En general, la familia  posee actividad antibacteriana y antifúngica. La Cebolla muestra efectos farmacológicos: inhibición del crecimiento de células tumorales y microbianas,  reducción del riesgo de cáncer,  eliminación de radicales libres y  protección contra enfermedades cardiovasculares (atribuyéndose a compuestos que contienen azufre y flavonoides). Además, tiene propiedades antioxidantes en diferentes modelos in vitro.

La Cebolla es una de las fuentes principales de flavonoides dietéticos en muchos países y se caracteriza por la quercetina y sus derivados. Además, es rica en otros compuestos bioactivos tales como frutooligosacáridos y compuestos del azufre. Fistulosin, un compuesto antifúngico aislado de las raíces de la Cebolla de Gales exhibió actividad antifúngica contra varias especies de hongos especialmente Penicillium roqueforti y Aspergillus s oryzae que mostraron una alta sensibilidad.

Ciertas verduras, como la Cebolla y la col rizada podrían ser consideradas como fuentes alimenticias excepcionales, ya que su contenido total de flavonoles llega a 349 y 311 mg/kg (peso fresco). Sin embargo, las Cebollas pierden 25% de glucósidos de quercetina en por freír y hervir y más que  50% después de 25 min de ebullición.

El aceite de Cebolla en diferentes concentraciones redujo gradualmente el crecimiento de hongos y la producción de aflatoxinas por Aspergillus flavus y A. parasiticus. La redución fue dependiente de la concentración.  En la presencia de diferentes concentraciones de aceite de Cebolla, la producción de aflatoxina se retrasó gradualmente entre el 38 y el 90%. El aceite de Cebolla inhibió completamente el crecimiento micelial de Microsporum canis, M. gypseum y Trichophyton simii y redujo el crecimiento de Chrysosporium queenslandicum y Trichophyton mentagrophytes. El crecimiento micelial de los otros cuatro hongos dermatofíticos probados (Chrysosporium carmichaelii, C. indicum, C. keratinophilum y C. tropicum) fue disminuyendo gradualmente.

Los extractos de los aceites esenciales de Cebolla y  ajo, se pueden utilizar como aditivos antimicrobianos naturales para la incorporación en varios productos alimenticios. La Cebolla es también un organismo de ensayo para el control medioambiental y especialmente en los ambientes acuáticos potencialmente contaminados.

Cebolla2

Patologías relacionadas

Infección

Antioxidante

Catarro

Hongos

Referencias externas